Observaciones sobre Wallace Stevens






Adagia (fragmentos)
«Hay hombres cuyas palabras
son como los sonidos naturales
de sus lugares,
como la cháchara de los tucanes
en el lugar de los tucanes», anécdota de los hombres por millares.


1. El poeta fabrica vestidos de seda con gusanos.
El poeta fabrica poemas.
Los vestidos de seda son poemas.

2. Lo real sólo es la base, pero es la base.
Para escribir un poema se parte de la realidad, luego se da un rodeo (no por rodeo, menos real) y, se regresa a la realidad.

3. Un tema grandioso no garantiza un efecto grandioso, sino, muy probablemente lo opuesto.
No hay temas grandiosos. Estamos concernidos. Hay temas por los que estamos concernidos. Los temas se escriben, según el ojo que observa.

4. La exactitud de la observación es el equivalente de la exactitud del pensamiento.
El noúmeno kantiano nos invade.

5. Después que se ha abandonado la creencia en dios, la poesía es esa esencia que toma su lugar como la redención de la vida.
La poesía no redime. Apenas arma una épica personal.

6. Un nuevo significado es el equivalente de una nueva palabra.
El logos no se altera. Se modifica el sema. Se amplifica. El esperanto no funcionó.

7. La poesía incrementa el sentimiento de la realidad.
La realidad da forma al poema y no viceversa.

8. El poeta es el intermediario entre la gente y el mundo en que vive así como entre la gente entre sí.
Idea perimida.

9. El propósito de la poesía es hacer que la vida sea completa en sí misma.
El propósito de la poesía es la poesía. La poesía obra 'fuera de'.

10. El poeta es el sacerdote de lo invisible.
Segunda idea perimida. El poeta intenta poner en palabras lo que no se puede decir.

11. La metáfora crea una nueva realidad desde la cual el original parece irreal.
En el siglo XXI, la metáfora sorprende muy pocas veces. La epifanía se logra con la imagen.

12. Los ojos ven menos de lo que la lengua dice. La lengua dice menos de lo que la mente piensa.
Los ojos ven. La mente piensa. La lengua apenas si dice.

13. El poeta es un dios, o el joven poeta es un dios. El viejo poeta es un vagabundo.
a. Dios ha muerto.
b. El poeta es un vagabundo.
c. El poeta es viejo desde el momento en que nace.

14. No se puede perder el tiempo en ser moderno cuando hay tantas cosas importantes que ser.
(Mal de época)
Los jóvenes pierden el tiempo porque les sobra.
Los viejos pierden el tiempo porque saben que no les sobra.
(Los viejos, también pierden el tiempo)

15. El mundo del poeta depende del mundo que ha contemplado.
El poeta contempla el mundo y lo dice. El poeta no ficcionaliza un mundo ni lo arma para sí.

16. A la larga la verdad, no debe importar.
El cristianismo dio por tierra con cualquier forma de trascendencia. Hemos sido 'normalizados' bajo el concepto de verdad.

17. La imaginación aplicada a la totalidad del mundo es insípida en comparación con la imaginación aplicada al detalle.
La imaginación en exceso desvirtúa la realidad. El detalle puede convertirse en ornamento. Mejor huir de la periferia.

18. La tarde entera fue ocaso.
Nevaba
y seguía nevando.
El mirlo se posaba en las ramas del cedro.*

© Silvia Camerotto
imagen de James Alridge. 2009. Descensión (detalle). Acrílico sobre lino. 200 x 200 cm, en Santiago Talavera 
* De Trece modos de contemplar a un mirlo
** Versiones de Alberto Girri y Guillermo Sucre

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Sor Juana Inés de la Cruz. El universo femenino en torno al hombre sol

Las máscaras del drama en Robert Browning

una lectura de una sombra donde sueña camila o'gorman de enrique molina